Category: Uncategorized


 

Fascismo y represión en Chile: Cerca de 900 estudiantes siguen tomando universidades

 

Las calles de Santiago de Chile amanecieron colmadas de estudiantes que marcharon para realizar una manifestación solicitando, entre otras cosas, educación gratuita. La respuesta del gobierno chileno fue poner en marcha  la maquinaria represora mediante camiones hidrantes y vehículos lanza gases contra el pueblo. En un acto de fascismo, el presidente Piñera había anunciado que no iba a permitir más protestas estudiantiles, de modo que ante los centenares de manifestantes que poblaron las calles de Santiago lanzó la ofensiva. Las imágenes del accionar del estado contra los jóvenes chilenos evocó los días oscuros de la dictadura pinochetista, donde tampoco existió el derecho a manifestarse.Tras la corrupción revelada en el proyecto Hidroaysen, se pone difícil la situación del presidente chileno. Reprimir a los estudiantes respaldados por el 75 % de la población Chilena, que piden acceso a la educación en forma igualitaria, rompe el tejido social. Esta actitud presidencial contra la libre expresión y el uso de la fuerza publica contra la comunidad pretende cerrar la boca de un sector social, el mas valioso que tienen los pueblos libres: la juventud. LEÉ EL PETITORIO COMPLETO DE LOS ESTUDIANTES.

Sigue

 


De vuelta al proceso militar

Ya son 527 los detenidos en Chile y hay decenas de heridos, y es que desde esta mañana Santiago de Chile se ha convertido en un campo de batalla, luego de que el gobierno nacional del pais trasandino prohibiera las manifestaciones de estudiantes. No obstante los estudiantes universitarios, respaldados por el Colegio de Profesores y el 75 % del pueblo chileno (acorde a estadisticas) convocaron a una manifestacion en el centro de Santiago de Chile para pedir al presidente Piñera que la educacion sea gratuita.

La respuesta del presidente a esta peticion fue negativa.

Represión

Los estudiantes, con el apoyo de sus profesores decidieron hacer publico su reclamo de educacion gratuita para todos los chilenos mediante una manifestacion pacífica. Pero la actitud del gobierno chileno ante este hecho fue recurrir a la represion mediante el acorralamiento de los manifestantes utilizando camiones hidrantes, balas de goma, balines  y gases lacrimogenos, una acción que fue absolutamente respaldada por Piñera y que ya lleva decenas de heridos y 527 detenidos. El ministro de educacion de chile, por la tarde, respaldaba el accionar de la fuerza publica y solicita que los manifestantes se replieguen y abandonen su accionar, pues los considera alteradores del orden público y generadores de violencia.

El petitorio
DEMANDAS DE LOS ESTUDIANTES AGRUPADOS EN LA CONFECH

La Recuperación de la Educación Pública es la piedra angular de las demandas estudiantiles. Esto se manifiesta en la necesidad de que en el sistema educativo del país exista un fin del lucro efectivo, puesto que no podemos entender la generación y transmisión del conocimiento simplemente como una mercancía. La relación estudiante-profesor no puede tergiversarse con la relación cliente-proveedor. A su vez, la investigación y la creación no pueden estar supeditadas al retorno de utilidades puesto que daña la generación de conocimiento útil para nuestra sociedad y de cultura emancipadora.

Además, recuperar la educación pública se manifiesta en tener como horizonte una educación estatal gratuita, al ser el Estado el primer responsable en asegurar la educación como un derecho y que, en nuestro país, existen riquezas que pueden financiarla. Lamentablemente dichos recursos se encuentran en manos de privados y transnacionales, que acumulan suculentas ganancias en desmedro de los derechos del pueblo. Para esto se hace necesario, a su vez, realizar en Chile una reforma tributaria, que permita al Estado financiar de manera óptima los derechos que debe garantizar como lo son, por ejemplo, la salud y la educación.

Los estudiantes entendemos que la educación se encuentra en una profunda crisis. Esta se evidencia en una pésima calidad en muchas instituciones de educación superior, el poco acceso al sistema de los sectores más vulnerables, el excesivo endeudamiento de las familias, el debilitamiento del rol del Estado y sus instituciones, la generación de lucro – fuera de la ley – por parte de muchas instituciones privadas y la prohibición explícita de la participación de la comunidad universitaria en el desarrollo de las instituciones.

Las responsabilidades políticas de esta crisis tienen su origen en la dictadura militar, que desmembró nuestro sistema educativo y lo abrió a los intereses empresariales. Pero también, dicha responsabilidad se arrastra hacia todos quienes administraron el sistema e incluso fueron profundizándolo. Los Gobiernos de la Concertación y el actual Gobierno de derecha, han sido profundizadores del modelo y lo que reclaman los estudiantes de Chile es un profundo cambio al sistema educativo.

 De manera más específica, las demandas de los estudiantes universitarios son las siguientes:

1. Acceso con equidad, calidad, integración y heterogeneidad social en la matrícula

a. Rechazo a la PSU por su carácter regresivo, que no logra captar los talentos de nuestro país, sino que detecta el nivel socioeconómico, Creación de mecanismos complementarios de acceso que consideren nivelación, mantención y titulación para que de una vez exista igualdad de oportunidades para todos (Ej: propedéuticos).

b. El acceso debe asegurarse hacia instituciones de calidad, que posibiliten no sólo una formación de profesionales y técnicos de excelencia académica, sino de ciudadanos íntegros, en el marco del pluralismo, la tolerancia y los valores de justicia e igualdad. Esto requiere de nuevos estándares de calidad, donde no se mida sólo la gestión institucional, sino los perfiles profesionales y el aseguramiento de la libertad de cátedra y opinión. La acreditación debe estar asociada a la transparencia en el uso de recursos públicos y cancelación de éstos para aquellas instituciones que lucren evadiendo la ley.

c. Garantizar el acceso y las condiciones de estudio para las personas con discapacidad en la educación superior.

2. Aumentar el financiamiento público en Educación Superior como porcentaje del PIB

a. Aportes basales de libre disposición para financiar costos reales y de desarrollo de las universidades estatales. Incluir, además, fondos exclusivos para el reajuste del sector público a sus trabajadores.

b. Fondo de revitalización para las Universidades Tradicionales, que hoy deben competir contra grandes conglomerados económicos, amordazados por su burocracia interna, el autofinanciamiento y alto nivel de endeudamiento. Este sería por una vez y orientado con prioridad para aquellas instituciones de carácter Estatal, de Regiones y aquellas que acogen a los estudiantes más vulnerables.

c. Reestructuración integral del sistema de becas y ayudas estudiantiles, en pos de terminar con el sistema basado en el endeudamiento familiar, asegurando que las becas para los tres primeros quintiles cubrirán la totalidad de sus aranceles y para el cuarto y quinto quintil será diferenciado según su capacidad de pago. Además las becas de mantención y alimentación deben ser reajustadas acorde a la realidad nacional y se debe aumentar la cobertura al tercer quintil y parte del cuarto, que hoy sí son vulnerables porque su financiamiento se basa en la deuda con tasas de interés impagables.

d. Tarjeta nacional estudiantil única y estatal, válida los 365 días del año, en todo el territorio nacional.

e. Eliminación del Aporte Fiscal Indirecto, por ser un claro incentivo regresivo, que fomenta la segregación estudiantil.

f. El Estado debe asumir la responsabilidad de realizar formación técnica a través de sus instituciones, no dejando este ámbito de la educación en manos totales de mundo privado.

3. Democratización de nuestro sistema de educación superior

a. Derogación del DFL 2 2010, artículo 56 letra e), artículo 67 letra e), y artículo 75 letra e). Exigir el derecho a la participación triestamental de todas las instituciones de Educación Superior en sus cuerpos colegiados, en las elecciones de autoridades unipersonales y en la toma de decisiones.

b. Asegurar las libertades de expresión, cátedra y de asociación a estudiantes, docentes y trabajadores en todas las instituciones, para que no se sigan violando los derechos constitucionales.

Anuncios

Esther Vivas
elpais.com
mar, 02 ago 2011 13:52 CDT
hambre

© Desconocido
Un mundo a la medida de un puñado de psicópatas…

La crisis de alimentos en África y la hambruna en Somalia en particular son resultado de una globalización al servicio de intereses privados. Comida hay, así que el problema no es de producción, sino de acceso.

Vivimos en un mundo de abundancia. Hoy se produce comida para 12.000 millones de personas, según datos de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), cuando en el planeta habitan 7.000. Comida, hay. Entonces,¿por qué una de cada siete personas en el mundo pasa hambre?

La emergencia alimentaria que afecta a más de 10 millones de personas en el Cuerno de África ha vuelto a poner de actualidad la fatalidad de una catástrofe que no tiene nada de natural. Sequías, inundaciones, conflictos bélicos… contribuyen a agudizar una situación de extrema vulnerabilidad alimentaria, pero no son los únicos factores que la explican.

La situación de hambruna en el Cuerno de África no es novedad. Somalia vive una situación de inseguridad alimentaria desde hace 20 años. Y, periódicamente, los medios de comunicación remueven nuestros confortables sofás y nos recuerdan el impacto dramático del hambre en el mundo. En 1984, casi un millón de personas muertas en Etiopía; en 1992, 300.000 somalíes fallecieron a causa del hambre; en 2005, casi cinco millones de personas al borde de la muerte en Malaui, por solo citar algunos casos.

El hambre no es una fatalidad inevitable que afecta a determinados países. Las causas del hambre son políticas. ¿Quiénes controlan los recursos naturales (tierra, agua, semillas) que permiten la producción de comida? ¿A quiénes benefician las políticas agrícolas y alimentarias? Hoy, los alimentos se han convertido en una mercancía y su función principal, alimentarnos, ha quedado en un segundo plano.

Se señala a la sequía, con la consiguiente pérdida de cosechas y ganado, como uno de los principales desencadenantes de la hambruna en el Cuerno de África, pero ¿cómo se explica que países como Estados Unidos o Australia, que sufren periódicamente sequías severas, no padezcan hambrunas extremas? Evidentemente, los fenómenos meteorológicos pueden agravar los problemas alimentarios, pero no bastan para explicar las causas del hambre. En lo que respecta a la producción de alimentos, el control de los recursos naturales es clave para entender quién y para qué se produce.

En muchos países del Cuerno de África, el acceso a la tierra es un bien escaso. La compra masiva de suelo fértil por parte de inversores extranjeros (agroindustria, Gobiernos, fondos especulativos…) ha provocado la expulsión de miles de campesinos de sus tierras, disminuyendo la capacidad de estos países para autoabastecerse. Así, mientras el Programa Mundial de Alimentos intenta dar de comer a millones de refugiados en Sudán, se da la paradoja de que Gobiernos extranjeros (Kuwait, Emiratos Árabes Unidos, Corea…) les compran tierras para producir y exportar alimentos para sus poblaciones.

Asimismo, hay que recordar que Somalia, a pesar de las sequías recurrentes, fue un país autosuficiente en la producción de alimentos hasta finales de los años setenta. Su soberanía alimentaria fue arrebatada en décadas posteriores. A partir de los años ochenta, las políticas impuestas por el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial para que el país pagara su deuda con el Club de París, forzaron la aplicación de un conjunto de medidas de ajuste. En lo que se refiere a la agricultura, estas implicaron una política de liberalización comercial y apertura de sus mercados, permitiendo la entrada masiva de productos subvencionados, como el arroz y el trigo, de multinacionales agroindustriales norteamericanas y europeas, quienes empezaron a vender sus productos por debajo de su precio de coste y haciendo la competencia desleal a los productores autóctonos. Las devaluaciones periódicas de la moneda somalí generaron también el alza del precio de los insumos y el fomento de una política de monocultivos para la exportación forzó, paulatinamente, al abandono del campo. Historias parecidas se dieron no solo en países de África, sino también en América Latina y Asia.

La subida del precio de cereales básicos es otro de los elementos señalados como detonante de las hambrunas en el Cuerno de África. En Somalia, el precio del maíz y el sorgo rojo aumentó un 106% y un 180% respectivamente en tan solo un año. En Etiopía, el coste del trigo subió un 85% con relación al año anterior. Y en Kenia, el maíz alcanzó un valor 55% superior al de 2010. Un alza que ha convertido a estos alimentos en inaccesibles. Pero, ¿cuáles son las razones de la escalada de los precios? Varios indicios apuntan a la especulación financiera con las materias primas alimentarias como una de las causas principales.

El precio de los alimentos se determina en las Bolsas de valores, la más importante de las cuales, a nivel mundial, es la de Chicago, mientras que en Europa los alimentos se comercializan en las Bolsas de futuros de Londres, París, Ámsterdam y Fráncfort. Pero, hoy día, la mayor parte de la compra y venta de estas mercancías no corresponde a intercambios comerciales reales. Se calcula que, en palabras de Mike Masters, del hedge fund Masters Capital Management, un 75% de la inversión financiera en el sector agrícola es de carácter especulativo. Se compran y venden materias primas con el objetivo de especular y hacer negocio, repercutiendo finalmente en un aumento del precio de la comida en el consumidor final. Los mismos bancos, fondos de alto riesgo, compañías de seguros, que causaron la crisis de las hipotecas subprime, son quienes hoy especulan con la comida, aprovechándose de unos mercados globales profundamente desregularizados y altamente rentables.

La crisis alimentaria a escala global y la hambruna en el Cuerno de África en particular son resultado de la globalización alimentaria al servicio de los intereses privados. La cadena de producción, distribución y consumo de alimentos está en manos de unas pocas multinacionales que anteponen sus intereses particulares a las necesidades colectivas y que a lo largo de las últimas décadas han erosionado, con el apoyo de las instituciones financieras internacionales, la capacidad de los Estados del sur para decidir sobre sus políticas agrícolas y alimentarias.

Volviendo al principio, ¿por qué hay hambre en un mundo de abundancia? La producción de alimentos se ha multiplicado por tres desde los años sesenta, mientras que la población mundial tan solo se ha duplicado desde entonces. No nos enfrentamos a un problema de producción de comida, sino a un problema de acceso. Como señalaba el relator de la ONU para el derecho a la alimentación, Olivier de Schutter, en una entrevista a El País: “El hambre es un problema político. Es una cuestión de justicia social y políticas de redistribución“.

Si queremos acabar con el hambre en el mundo es urgente apostar por otras políticas agrícolas y alimentarias que coloquen en su centro a las personas, a sus necesidades, a aquellos que trabajan la tierra y al ecosistema. Apostar por lo que el movimiento internacional de La Vía Campesina llama la “soberanía alimentaria”, y recuperar la capacidad de decidir sobre aquello que comemos. Tomando prestado uno de los lemas más conocidos del Movimiento 15-M, es necesaria una “democracia real, ya” en la agricultura y la alimentación.

La masacre cometida el 22 de julio en Noruega se desarrolló en un contexto al que merece la pena prestar atención. Ha habido dos atentados, uno contra la sede del gobierno y otro en la isla de Utøya, con una diferencia de dos horas entre ambos.En la isla de Utøya se celebraba una reunión-campamento de la Liga Juvenil de Trabajadores del Partido Laborista (Arbeidaranes Ungdomsfylking, AUF, por sus siglas en noruego) cuyo representante, Eskil Pedersen, es uno de los defensores más importantes del boicot a Israel en Europa, y con posicionamientos de gran importancia.

Boicot a Israel

La implicación de Noruega en el boicot a Israel es fundamental y hiere sensibilidades. El boicot universitario fue liderado por una de las instituciones académicas más importantes de Noruega, la Universidad de Bergen, que tiene intención de imponer un boicot académico contra Israel por un comportamiento que califica de similar al del apartheid (YNET, 24 de enero de 2010); la acompañó la junta rectora de la Universidad de Trondheim, donde se discutió y votó si unirse o no al boicot académico contra Israel.

Hace solo unos meses, en abril, este boicot universitario dio sus frutos y el propio Alan M. Dershowitz estuvo en Noruega y se ofreció a impartir conferencias sobre Israel en las tres universidades más importantes, si bien todas rechazaron su oferta, aunque sí habían sido invitados allí Ilan Pappé, o a Stephen Walt. La queja de Desrhowitz contra el «boicot de Noruega a los oradores pro-israelíes» se puede leer en el siguiente enlace: http://soysionista.blogspot.com/2011/04/el-boicot-de-noruega-los-oradores-pro.html.

El Ministro de Asuntos Exteriores de Noruega, Jonas Gahr Støre, dijo lo siguiente el día anterior a la masacre: «La ocupación debe terminar, el muro se debe demoler y hay que hacerlo ya»… y lo hizo en el mismo campamento donde se produjo la matanza (fuente:http://tinyurl.com/3zhsj4w).

Es posible que tu navegador no permita visualizar esta imagen. 

Pie de foto: La AUF pide boicotear a Israel. Jonas Gahr Store, Ministro de Asuntos Exteriores de Noruega, fue recibido el jueves en el campamento de verano de la AUF que se desarrolla en Utøya, donde escuchó la petición de que Noruega reconozca al Estado palestino. Allí el ministro recorrió el campamento organizado por Eskil Pedersen, dirigente de la AUF (Reuters).

El miércoles pasado, Eskil Pedersen afirmó que la Liga Juvenil de Trabajadores (AUF) quiere que Noruega imponga un embargo económico unilateral a Israel.

«La Liga Juvenil de Trabajadores tendrá una política más activa en Oriente Próximo y tenemos que reconocer a Palestina. “El dinero solo es dinero”, ahora tenemos que impulsar el proceso de paz hacia otra senda», declaró Pedersen.

Las acciones de BDS (boicot, desinversión y sanciones) fueron apoyadas en enero de 2006 por la Ministra de Economía (http://www.elreloj.com/article.php?id=16385) y se han hecho efectivas en retirada de inversiones. Concretamente, el 23 de agosto de 2010 Noruega comunicó que el Fondo de Petróleo Noruego (Norway Oil Fund) retiraba sus inversiones de la compañía constructora internacional Danya Cebus, que pertenece al fondo de inversiones Africa-Israel. En palabras de la Ministra de Economía «  “El Consejo de Ética enfatiza que la construcción en los asentamientos de los territorios ocupados constituye una violación de la Convencion de Ginebra relativa a la Protección de Civiles en Tiempo de Guerra,” señaló. “Varias resoluciones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas y opiniones del Tribunal Internacional de Justicia han concluido que la construcción en los asentamientos israelíes en los territorios ocupados palestinos está prohibida bajo esta Convención,” dijo el ministro de Economía Sigbjoern Johnsen en una declaración ». (http://www.nocturnar.com/forum/economia/427216-fondo-noruego-retira-inversiones-de-companias-israelies.html)

La retirada de inversiones también se ha extendido al negocio de armas, y en septiembre de 2009 se canceló la inversión en Elbit, empresa armamentística israelí (http://www.haaretz.com/news/israel-summons-norway-envoy-to-protest-divestment-from-arms-firm-1.8535). Y no sólo han vetado la venta de armas a Israel, sino que en junio de 2010 la Ministra de Eucación noruega hizo un llamamiento internacional para que esta postura de boicot a las empresas armamentísticas israelíes fuese compartida por el resto de la comunidad internacional (http://www.swedishwire.com/nordic/4809-norway-calls-for-boycott-on-arms-to-israel), ante el asesinato por parte de Israel de nueve activistas turcos en el ataque a la Flotilla.

El boicot noruego está apoyado masivamente por la población y, según fuentes israelíes, en el año 2010 el 40 por ciento de los noruegos y noruegas se negaban a comprar productos israelíes (http://www.ynetnews.com/articles/0.7340.L-3898052.00.html)

Apoyo al pueblo palestino

Si Noruega ha destacado en el boicot a Israel, también lo ha hecho en declarar y reconocer a al Estado palestino. El 19 de Julio el presidente palestino Mahmoud Abbas visitó Noruega y el Ministro de Asuntos Exteriores noruego, Jonas Gahr Støre, declaró al informativo de TV2 que Noruega está dispuesta a reconocer al Estado palestino. Esas palabras son las que repitió durante la charla de Utøya: «Estamos dispuestos a reconocer al Estado palestino. Estoy a la espera del texto concreto de la resolución que los palestinos van a presentar ante la Asamblea General de Naciones Unidas en el mes de Septiembre» (fuente: http://english.ruvr.ru/2011/07/19/53408557.html).

En otoño se espera que el presidente palestino Mahmound Abbas exponga la cuestión ante Naciones Unidas, donde pedirá el ingreso en la organización y el reconocimiento del Estado palestino según las fronteras anteriores a la guerra de 1967 y con capital en Jerusalén Este. Ni Estados Unidos ni Europa apoyan la creación de un Estado palestino independiente.

Además, al ex Ministro de Asuntos Exteriores, Kare Willoch, le han regalado hace poco un pasaporte palestino y expresó su apoyo a los palestinos y su situación: «Me he dado cuenta de la muy grave injusticia a la que ha sido sometido el pueblo palestino y que realmente todo el mundo occidental tiene su responsabilidad en ello» (fuente: http://theforeigner.no/pages/news/abbas-to-meet-norwegian-foreign-minister/).

Reacciones de Israel

Israel no ignora estas acciones. De hecho, el 15 de noviembre de 2010 la prensa israelí publicó que «Noruega incita al odio contra nosotros» (fuente: ynetnews.com), lo que dio lugar a un grave conflicto diplomático. Israel acusó al gobierno noruego de financiar y fomentar la instigación descarada contra Israel. En ese caso la queja era por la financiación y participación de Noruega en la difusión de obras que informan del sufrimiento de la infancia en Gaza.

Este era el texto completo de la noticia:

Según informes recibidos por el Ministro de Asuntos Exteriores en Jerusalén, el municipio de Trondheim financia un viaje a Nueva York para los estudiantes que intervienen en la obra Monólogos de Gaza, «que trata del sufrimiento de los niños de Gaza como consecuencia de la ocupación israelí».

La obra, escrita por un palestino de Gaza, se presentará en la sede de Naciones Unidas. La función se suma a una exposición de un artista noruego exhibida en Damasco, Beirut y Amán con la colaboración de las embajadas de Noruega en SiriaLíbano y Jordania.

La exposición muestra a bebés palestinos muertos junto a cascos del Ejército de Israel que recuerdan a los cascos de los soldados nazis y una bandera israelí empapada en sangre.

Los noruegos también contribuyen a distribuir en festivales de cine de todo el mundo un documental titulado Tears of Gaza («Lágrimas de Gaza»). Según el Ministro de Asuntos Exteriores, la película también trata del sufrimiento de los niños de Gaza sin mencionar a Hamas, los cohetes disparados en Israel y el derecho de este último a defenderse.

En la película aparecen habitantes de Gaza cantando Itbah al-Yahud, pero la traducción noruega dice «masacrad a los israelíes» en lugar de «masacrad a los judíos».

Además, se ha publicado hace poco un libro escrito por dos médicos noruegos que fueron los únicos extranjeros en Gaza que concedieron entrevistas durante la Operación Plomo Fundido. El libro, que acusa a los soldados del Ejército de Israel de matar deliberadamente a mujeres y niños, es un éxito de ventas en Noruega y ha sido calurosamente recomendado nada menos que por el ministro noruego de Asuntos Exteriores, Jonas Gahr Støre.

La embajada israelí en Noruega ha protestado enérgicamente contra la implicación de las autoridades en la demonización de Israel. «La política oficial y manifiesta de Noruega habla de comprensión y reconciliación –dijo el domingo por la noche una autoridad israelí–, pero desde la guerra de Gaza, Noruega se ha convertido en una superpotencia en lo que se refiere a exportar material multimedia orientado a deslegitimar a Israel mientras emplea el dinero de los contribuyentes noruegos a producir y difundir esos materiales».

Daniel Avalon, vice-ministro de Asuntos Exteriores, ha declarado en una reunión con miembros del parlamento noruego que «este tipo de actividad aleja las posibilidades de reconciliación y favorece una radicalización de la posición palestina que les impide negociar».

Los noruegos han respondido a las críticas israelíes diciendo que el gobierno apoya la libertad de expresión y que no intervendrá para alterar el contenido de obras de arte.

Fuente; http://www.ynetnews.com/articles/0,7340,L-3984621,00.html

La prensa israelí ha publicado más artículos destacando que las relaciones entre ambos Estados no pasan definitivamente por su mejor momento. Hay que añadir que Noruega siempre ha mantenido conversaciones con Hamas desde que se formó un gobierno de unidad en 2007, distanciándose así de la postura estadounidense y europea (http://www.norway.org.ps/News_and_events/Press_Release/Facts_about_Norway%E2%80%99s_position_with_regard_to_Hamas/) y molestando profundamente a Israel, como era de esperar (http://news.bbc.co.uk/2/hi/6470669.stm).

Las malas relaciones se vuelven a poner de manifiesto en las declaraciones del propio Presidente de Israel, Simon Peres, quien en mayo de 2011 dijo que dialogar con Hamas es apoyar a esta organización terrorista, a lo que Jonas Gahr Støre -Ministro de Asuntos Exteriores noruego- respondió: «condenamos a las organizaciones que están implicadas en el terrorismo, pero Noruega considera que tener unas listas en las que incluir a una organización para calificarla de terrorista no sirve a nuestros objetivos» (http://www.newsinenglish.no/2011/05/06/peres-criticizes-norway-on-hamas/).

Parece que son los noruegos quiénes están poniendo sobre la mesa la «definición de terrorismo», una simple etiqueta que da nombre a unas listas y condena inmediatamente a millones de personas a un bloqueo genocida o a un ataque mortífero.

Curiosamente, el «terrorista» noruego acusado de esta masacre, Anders Behring Breivik, está siendo señalado como titular de un blog llamado «Fjordman» y sus mensajes llevan tiempo apareciendo con enlaces en Jihad Watch y Gates of Vienna http://www.wakeupfromyourslumber.com/blog/joeblow/zionists-admit-breivik-fjordman-breivik-rightist-mass-murderer-atlas-shrugged-contribut). Si esto es así, el blog de Fjordman muestra que Breivic sería un extremista neocon que odia a los inmigrantes y especialmente a los musulmanes y, además pro-israelí; véase el blog, «por qué la lucha de Israel también es nuestra lucha» (http://vladtepesblog.com/?p=21434).

Podría ser que, al final, los tentáculos del Estado de Israel no estén tan lejos de esta matanza; al fin y al cabo no habría sido la primera que cometen ni, lamentablemente, será la última. Eso sí, la Liga Juvenil de Trabajadores Noruega (AUF), el Ministro de Asuntos Exteriores noruego y su gobierno al completo han recibido un tremendo golpe.

Justamente quienes más se han posicionado en el rechazo a la política genocida de Israel hacia el pueblo palestino son quiénes más sufren, previamente advertidos por Israel de su «tremenda osadía»… algo que en el lenguaje israelí significa que se pagan las consecuencias.

*María José Lera es profesora de la Universidad de Sevilla y Ricardo García Pérez es traductor.

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

paulvanjaf
sab,  23 jul 2011
Imprimir

© Desconocido

¿Qué sucedería si no quisiéramos mirar a la historia remota? ¿Qué pasaría si nos tapásemos los ojos ante la evidencia de un gran holocausto nuclear que sucedió hace decenas de miles de milenios?. Cuando los textos antiguos hablan, pretendemos entender aquello que nos conviene. ¿O tal vez ya hubo un gran holocausto en el pasado?. ¿Qué eran los Vimanas? Literalmente las armas nucleares ya se describían en los antiguos textos religiosos de la India. ¿Los vimanas eran antiguos aetherofactos? Antiguos objetos voladores capaces de devastar segmentos enteros del mapa y que tenían la capacidad de moverse a velocidades que desafiaban la gravedad generando sus propios campos electromagnéticos. Objetos capaces de desplazarse años luz y materializarse en cuestión de milésimas de segundo generando una energía devastadora capaz de borrar de la faz de la Tierra un continente.

Sólo existe una explicación posible: En el pasado hubo una devastación nuclear de proporciones bíblicas. Cuando Oppenheimer expresó su frase terrible, indignado por su descubrimiento y efectos: ” I am become the destroyer of worlds” (“He llegado a ser el destructor de mundos”) , se refería claramente a las consecuencias de su hallazgo bélico, pero también a la lectura de los antiguos libros sagrados de la India. Claramente, los desiertos hoy en un gran número de continentes, son el resultado de guerras nucleares de un pasado remoto.

La sorpresa ha venido del historiador Kisari Mohan Ganguli, que sostiene que los textos sagrados de la India están repletos de estas descripciones de un gran holocausto nuclear en la antigüedad, de proporciones claramente superiores a Hiroshima y Nagasaki.

Ganguli, aduce referencias en las que claramente se mencionan en los textos históricos, pasajes completos dedicados a esta devastación, describiendo sus efectos, en una extraña batalla nuclear en la Drona Parva, una sección del Mahabharata. “El pasaje claramente habla del combate en los cielos y del rugido de bombas que estallaban en los continentes.” Señala el historiador Kisari Mohan Ganguli.

Consideremos esos fragmentos procedentes del antiguo Mahabharata como proyectiles cargados con la energía del Universo, tal y como puede leerse literalmente.

Una columna de humo incandescente y llama tan brillante como miles de soles en todo su explendor, una explosión perpendicular generando una enorme columna de humo que generaba círculos concéntricos de ondas que se extendían como parasoles gigantes.

“Era una explosión desconocida como una gigantesca expansión de muerte, que redujo a cenizas la raza entera de los Vrishnis y los Andhakas. Tras unas horas la comida y los alimentos devastaron a aquellos que sobrevivieron a la explosión y los soldados intentaban lavar en vano su equipamiento y vestidos”.

Hasta ahora ningún texto antiguo había arrojado tanta luz a una descripción que nos recuerda a Hiroshima y Nagasaki. Aún así, la extremadamente precisa descripción de la devastación nos hace pensar en un holocausto nuclear en la antigüedad. Los textos sagrados hablan claro: la contaminación radioactiva posterior a los efectos de las explosiones, envenenaba a los supervivientes del holocausto. El agua y los alimentos estaban contaminados.

© Desconocido

Cuando las excavaciones de Harappa y Mohenjo-Daro se llevaron a término, los arqueólogos descubrieron esqueletos esparcidos por toda la zona como si un evento súbito hubiera devastado las ciudades. La mayoría de ellos estaban cogidos de las manos como si la tragedia hubiera sobrevenido mientras huían de algo terrible.

Aún no se ha podido determinar la antigüedad de los esqueletos pero claramente apunta a decenas de milenios antes de nuestra era. ¿Qué explicación puede darse a la radiación aún presente en los esqueletos? ¿Qué explicación puede darse a la no aparición de signos de muerte violenta?. El yacimiento de esqueletos radioactivos análogos a los encontrados en Hiroshima y Nagasaki, pero con una clara diferencia: La radiación encontrada era 50 veces superior a la de los restos del holocausto nuclear de Hiroshima. Los restos encontrados están esparcidos por zonas que alcanzan las Regiones del Ganges y las montañas de Rajmahal, y muestran una clara exposición a un intenso calor. Las murallas y enormes cantidades de materiales aparecen fundidos y fusionados estructuralmente, como si se hubieran vitrificado, sin que aparezcan indicios de actividad volcánica en la zona de Mohenjo-Daro y el resto de las ciudades próximas a la zona. El intenso calor que hizo literalmente fundir todos loa materiales , sólo tiene una explicación posible: Algún típo de arma nuclear desconocida fue arrojada hace milenios y arrasó completamente las ciudades antiguas.

Existe evidencia empírica de que el imperio Rama (Ahora la India actual) fue devastado por una guerra nuclear hace 12.000 años. El valle Indú, es ahora el desierto del Thar, y los residuos radioactivos han sido encontrados al oeste del Jodhpur. Una densa capa de ceniza radioactiva ha sido detectada en Rajasthan y cubre un área de unos 5.000Km cuadrados, a unos 17 Kilómetros al oeste de Jodhpur. Los científicos están investigando el lugar, ya que presenta serios problemas de mortalidad infantil de origen hasta ahora desconocido así como altas tasas de cáncer en la población. Curiosamente los niveles de radiación en la zona son extremadamente altos y la región ha sido recientemente acordonada tras el resultado del hallazgo de las excavaciones. De confirmarse el hallazgo de forma definitiva, estaríamos hablando de un holocausto nuclear sucedido hace 12.000 años que causó un cráter visible de 2.154 metros de diámetro, y que puede localizarse a 400 kilómetros al noreste de Mumbai. La datación en años oscila entre los 12.000 y los 50.000, pues lo que no puede precisarse con exactitud su antigüedad.

© Desconocido

Silvia Cattori
Paulvanjaf
mar, 19 jul 2011
Imprimir
Chroniques de Gaza 2001-2011 es una de esas obras que conmocionan y cuya lectura cambia al lector. En una sucesión de capítulos muy cortos su autor, el cirujano francés Christophe Oberlin, nos hace descubrir por medio de pequeños toques y en un lenguaje simple y sobrio la emocionante humanidad de un pueblo y el valor con el que afronta el cruel asedio que le impone el ocupante colonial israelí con la cobarde complicidad de la “comunidad internacional” y de nuestros principales medios de “información”. No hay patetismo, sino que una sucesión de episodios y de experiencias en contacto con personas afectadas por la violencia desvelan la terrible realidad cotidiana. Christophe Oberlin responde aquí a las preguntas de Silvia Cattori.

Christophe Oberlin

© Desconocido
Christophe Oberlin es un cirujano especializado en microcirugía y en cirugía de la mano, responsable de misiones de cirugía reparadora de las parálisis entre los heridos palestinos desde diciembre de 2001 y profesor de varias universidades. Tiene un centenar de publicaciones y dos libros traducidos al inglés y al chino. Es responsable de dos licenciaturas de universidad.

Silvia Cattori:
Su relato es muy apasionante [1]. Nos hace entrar en la vida cotidiana de estas familias asediadas, expuestas a todo tipo de dificultades, que sobreviven y se rehacen volviéndose hacia el futuro haga lo que haga Israel. Se comprende que desde que usted llegó a Gaza en diciembre de 2001 haya visto con incredulidad a los aviones del ejército israelí surgir a baja altura, atravesar la barrera del sonido y arrojar bombas sobre una población pacífica. Diez años después de ese primer contacto con la violencia, ¿qué ha cambiado en su percepción?

Christophe Oberlin:
Lo que ha cambiado es que hoy hago una correlación entre lo que veo sobre el terreno y lo que nos dicen nuestros medios de comunicación y nuestros políticos. Su manera de presentar los hechos raramente se corresponde con lo que constato sobre el terreno. Esto me irritó, así que anulé la suscripción a ciertos periódicos, dejé de leer y de escuchar la información en la radio y la televisión. Prefiero una información de calidad a través de otras fuentes.

Silvia Cattori:
Se comprende que muy rápido el cirujano que fue a Gaza para salvar vidas fue llevado a reflexionar sobre el trasfondo de estos reiterados baños de sangre tras tenerse que enfrentar a tanto cuerpos mutilados. Dar testimonio de lo que usted había visto y restablecer una información que nuestros medios de comunicación habían sesgado, ¿no era para usted una forma de devolver la justicia y la dignidad a este pueblo?

Christophe Oberlin:
Está muy claro. Y es la razón por la que desde hace años reacciono, escribo pequeños testimonios y acepto dar conferencias. Durante decenas de años he ido a operar a otros países sin sentir nunca necesidad de expresarme. Pero cuando uno descubre que los acontecimientos que uno ha vivido son deformados completamente, entonces se enfurece. Después de la agresión israelí de 2008/2009 me invitaron a expresarme en un plató de [la cadena de televisión francesa] France 24. El título que se había dado al programa era “¿Ha habido crímenes de guerra en Gaza?” Estos signos de interrogación estaban completamente fuera de lugar, lo mismo que el hecho de saber si los muertos y heridos eran o no combatientes. Al haber estado en el lugar yo había podido ver que [entre los muertos y heridos] prácticamente sólo había civiles, familias enteras . Por consiguiente, en este contexto de desinformación estamos obligados a tomar la palabra para decir lo que realmente pasó. En lo que concierne a los medios de comunicación, se ve claramente que hay una censura, una autocensura, y que no les interesa lo que dicen o escriben los raros testigos que hay sobre el terreno.

Silvia Cattori:
Al hilo de las páginas se descubre a unos personajes desgarradores, como el cirujano Fayez. A través de su trayectoria resulta impactante ver que este pueblo constantemente perseguido vive sin odio ni resentimiento hacia sus opresores. Y sorprendentemente optimista. En su opinión, ¿de dónde saca la fuerza para mantener esta extraordinaria vitalidad y humanidad?

Christophe Oberlin:
Creo que forma parte del fondo de humanidad que es inherente a cada individuo. Todas aquellas personas que han vivido en estos infiernos tienen relatos idénticos. Primo Levi da ejemplos de ello. Cada uno de nosotros tiene unas capacidades de resistencia absolutamente extraordinarias que se desvelan en condiciones extremas. No es algo particular de Gaza. En mi opinión no hay poblaciones que resisten mejor que otras. Pero no es menos cierto que son admirables la resistencia y el aguante de los que la población de Gaza da muestra. Respecto a Fayez, recuerdo una mañana que estaba bastante abatido: “He pasado una mala noche. Mi cuñada ha muerto esta noche de un cáncer de mama. No sé cómo decírselo a mi mujer”, dijo de pasada. En nuestros países tenemos medios para detectar estos cánceres y de salvar a la mayoría de los pacientes. Allí no. Es una lección para cada uno de nosotros la simplicidad con la que estas personas asediadas por el ocupante hablan de su vida cotidiana, que las enfermedades para las que no tienen medios de curar hacen que sea aún más atroz .

Silvia Cattori:
¿Con qué secuelas salen, en particular los niños?

Christophe Oberlin:
Puede resultar sorprendente que no haya más personas que pierden la razón. He hablado con Maryvonne Bargues, una médica psiquiatra que ha trabajado durante años con familias que vivían en ese entorno, hacinadas en diez metros cuadrados y cuyos hijos y parientes cercanos habían sido gravemente heridos o muerto. Su constatación es sorprendente. A pesar de las condiciones de vida espantosas hay unas recuperaciones psicológicas impresionantes. Si uno se pasea hoy por las calles de Gaza, nada más salir de una semana de bombardeos que han causado muchos muertos y heridos, se tiene la impresión de una población que vive en estado de paz.

Silvia Cattori:
Son muy elogiosas sus descripciones de personalidades de Hamás, a las que usted ha conocido bien. Se comprende que usted haya establecido unos vínculos de confianza recíproca con estas personas con unos destinos fuera de la norma que a pesar de los dramas que han vivido, han seguido siendo plenamente humanas. Por ejemplo, es muy impresionante el retrato que usted hace del cirujano y responsable político, Mahmoud Khalid al-Zahar. Esto contrasta singularmente con la imagen tosca, incluso execrable, que sistemáticamente se nos ofrece de él. Viendo la caricatura que han hecho de él los periodistas que, como usted, han tenido ocasión de conocerlos, ¿que le inspiró eso?

Christophe Oberlin:
Me sentí escandalizado y sigo estándolo. De hecho hay que saber que las autoridades israelíes tienen que acreditar necesariamente a los raros periodistas occidentales que van a Gaza. Para mí está claro el criterio de acreditación [2]: se acredita a los periodistas de los que los israelíes tienen la seguridad de que van a denigrar todo lo que haga Hamás. Tuve ocasión de observar muchas veces esto que estoy afirmando. Hasta ahora nunca he visto a un periodista autorizado a entrar en Gaza por el paso de Erez escribir un artículo que describa con objetividad lo que se ha hecho bajo la administración de Hamás.

Silvia Cattori:
Esto nos obliga a preguntarnos por los a priori de estos ideólogos que en el seno del movimiento de solidaridad, debido a que no les gustan los barbudos, han privilegiado el campo de los “laicos”, de esta Autoridad Palestina “moderada” a la que ellos consideran la única representante legítima del pueblo palestino [3]. ¿Le han hecho reproches y le han pedido explicaciones sobre la carta de Hamás a la que generalmente califican de antisemita [4]?

Christophe Oberlin:
Por desgracia, hay muy pocos reproches directos. Lo lamento porque es más interesante tratar de convencer a quienes no son de la misma opinión. Simplemente, quienes no están de acuerdo con lo que digo o escribo no me invitan. La manera de luchar en el seno del movimiento de solidaridad contra quienes dicen cosas positivas sobre la gestión política de Hamás es marginarlos. Finalmente, a su escala, su manera de comportarse apenas es diferente de la que conocemos con los medios de comunicación. A pesar de todo, regularmente se me invita a dar conferencias en las provincias francesas. Ahí los militantes tienen cierta independencia respecto a París, sede del movimiento. Dicen que me invitan porque les interesa conocer todos los puntos de vista, al tiempo que saben que su dirección no me aprecia. A través de estos encuentros con el público me doy cuenta de que cuando uno describe los hechos y lo siente de buena fe, se le cree. En Chroniques de Gaza sólo cuento hechos rigurosamente exactos con el mínimo de apreciaciones personales. Creo que los hechos hablan por sí mismos y es tarea de cada uno sacar conclusiones.

Sobre la carta de Hamás, no he tratado de convertirme en un especialista de la cuestión pero resulta que desde 2001 cada vez que volvía de Gaza me pedían que hablara de lo que ocurre ahí. De una conferencia a otra me hacen preguntas y eso me obliga a profundizar mis conocimientos. Esto me llevó a pedir a mis interlocutores de Gaza que se explicaran, sobre todo en relación a esta cuestión de la carta de Hamás, algunos de cuyos aspectos se han considerado inaceptables entre nosotros a justo título. Se me dijo que esta carta, que data de 1988, la escribieron determinadas personas, que después Hamás se convirtió en un partido político y que desde 2006, cada vez que había elecciones había un programa claro que se podía consultar y que era la referencia. Y que, en consecuencia, está carta ya no era válida.

Dicho esto, me gustaría ampliar un poco el debate. Esta manera de basarse siempre en la acusación de antisemitismo que permite arrojar instantáneamente el anatema sobre todo lo que tiene que ver con Palestina en cuanto hay una frase o una palabra que molesta es una forma de proceder muy desleal si se tiene en cuenta el hecho de que los palestinos, familias enteras de los cuales fueron diezmadas por los judíos y expulsadas de sus hogares en 1948, lo han perdido todo. En cuanto se pronuncia la palabra “judío” en Occidente, hay oídos que están alerta [5]. Pero de todos modos se creó un Estado judío en nombre del judaísmo, de la conciencia judía. Y en nombre de un Estado que se proclama judío las autoridades israelíes persiguen a todo aquello que no es judío. Por lo tanto, pedir a los palestino que ha sido golpeados en su propia carne que no digan que no les gustan los judíos es un poco fuerte. El hecho de que pueda haber lo que consideramos “deslices”, en mi opinión es algo completamente venial en relación al destino que han tenido. Es absurdo reprochar a este pueblo al que se oprime en nombre del Estado judío llamar “judío”a su opresor. Este delito de antisemitismo que se busca detrás de cualquier palabra es algo profundamente desleal.

Silvia Cattori:
Usted describe con una rara objetividad las circunstancias en las que Hamás se vio llevado en junio de 2007 a intervenir contra los mercenarios de Fatah, financiados y armados por Estados Unidos de acuerdo con Israel, para desbaratar el plan secreto que debía llevar a su liquidación. También en relación a esto hay un abismo entre lo que usted observó sobre el terreno y lo que informaron los “enviados especiales” acreditados por Israel o los partidarios de Fatah [6]. Se habían puesto todas las pruebas sobre la mesa, pero los periodistas del establishment siguen ignorándolas. Oír que se imputaban las violencias a las fuerzas de Hamás y no al plan criminal de Fatah debió de provocar una enorme cólera a la gran mayoría de los palestinos que no colabora con el ocupante. ¿Para qué debían servir estas mentiras si no para legitimar que se siguiera con las ofensivas del ejército israelí contra Hamás y para mantener el poder de la Autoridad Palestina?

Chroniques de Gaza 2001-2011

© Desconocido
Chroniques de Gaza 2001-2011

Christophe Oberlin:
Es una historia desoladora. Pero también es una historia que se repite. En relación a la guerra de independencia argelina, por ejemplo, la resistencia recibió un fuerte apoyo de una parte de la izquierda y sobre todo de los comunistas; y en cuanto se vio que la Argelia independiente no iba a bascular hacia el campo socialista, hubo varias deserciones. Siempre en Argelia, en 1992, son los mismos que apoyaron lo que púdicamente se llamó “la interrupción de proceso electoral”, en realidad un golpe de Estado militar apoyado por los occidentales cuyas consecuencia fue una guerra con 100.000 muertos. Con la victoria electoral de Hamás se vio como se reproducía instantáneamente el mismo fenómeno. Recuerdo una tribuna libre escrita por un notorio sionista titulada Hamas, “l’ennemi commun”. En la última fiesta de L’Humanité, me vino a hablar un militante que apoyaba una pequeña actividad asociativa en Gaza “a condición de que siguiera estando en un marco laico”.

Pretender ir a hablar de laicismo a un país donde el 95% de la población tiene sentimientos religiosos está completamente fuera de lugar. Hay que saber si se quiere ayudar a una causa porque vale la pena o imponer un “modelo”. Ha llegado a ocurrir que militantes que querían invitarme a hablar del libro se enfrentaran en el seno de su comité con “laicos” que no querían oír hablar de Hamás. ¡Despreciar a Hamás es despreciar a la población que la ha elegido! Gaza hoy es indisociable del voto a Hamás. Y limitarse a hablar de Cisjordania es ir en el sentido estadounidense-israelí de apoyo ciego a la “Autoridad Palestina”… aunque se sabe que unas elecciones libres hoy en Cisjordania probablemente darían la victoria a Hamás.

Silvia Cattori:
El capítulo de su libro titulado “Sara” es muy fuerte. Deja atónito. Reunidos en el velorio de una anciana que resulta ser la madre de Mohammed Dahlan [7], cuadros de Hamás discuten cortésmente con partidarios de Fatah. Este tipo de episodio sorprendente, esta ausencia de animosidad por parte de los cuadros de Hamás, cuyos militantes son torturados y arrojados a la cárcel en Cisjordania por las fuerzas de seguridad de Fatah, ¿dejan augurar que mañana sea posible una reconciliación, a pesar de las traiciones?

Christophe Oberlin:
He asistido con frecuencia a escenas de este tipo. Una vez me encontré en una familia en la que se reunían a la misma mesa miembros de Hamás y uno de sus primos al que pagaba la dirección de Fatah para que no fuera a trabajar [8]. Yo estaba estupefacto por el clima que reinaba. No había más que pequeñas pullas, sin maldad. Todo se decía en un tono de humor. Esta fraternidad entre palestinos ya la había observado en las elecciones que llevaron a Hamás al poder y continúa hoy. Creo que es posible una reconciliación. No hay reivindicaciones de odio entre Fatah y Hamas. Es una disputa de jefes. La Autoridad Palestina ni siquiera representa a la base de Fatah. Es una falsa disputa. A nivel de los electores no existe animosidad entre Hamás y Fatah. Si se organizaran elecciones en unas condiciones electorales normales se desarrollarían de una manera tan pacífica como en 2006.

Silvia Cattori:
Una vez más no se puede dejar de pensar que Israel no hubiera podido llegar tan lejos en el horror si los ideólogos que dictan la línea política en el seno del movimiento de solidaridad en vez de apoyar al campo de Fatah y de quienes optaron por la colaboración con el ocupante hubieran apoyado claramente el campo de las fuerzas que, como Hamás, rechaza esta vía y sigue reivindicando el derecho de los palestinos a resistir a la ocupación. ¿Acaso no le han puesto las cosas más fáciles a Israel y prologando el sufrimiento del pueblo palestino por medio de este tipo de extraña mala unión?

Christophe Oberlin:
Por supuesto que han hecho más fáciles las cosas a Israel. Dicho esto, no creo que se hubiera podido contener la escalada de violencia a la que asistimos. Cuando se ve lo que está pasando hoy que, todo lo deja suponer, llega hasta el asesinato intencionado de internacionalistas [9], cuando se ponen estos hechos en paralelo con lo que los palestinos sufren desde el inicio de la colonización judía en Palestina, creo que, por desgracia, el proyecto sionista debía pasar necesariamente por esta violencia, por una violencia cada vez mayor.

Silvia Cattori:
En resumen, la elección de Hamás en 2006 fue en muchos aspectos un momento de verdad que permitió desvelar unos compromisos contra natura, también en lo que concierne a las ONG. Usted cuenta que fue excluido por dos grandes ONG francesas que nunca protestan públicamente cuando sus equipos médicos son expuestos a las humillaciones y hostigamientos de las autoridades israelíes. ¿Podemos saber el nombre de estas ONG y qué pretextos han aducido para privarle a usted de su financiación?

Christophe Oberlin:
Se trata de unas ONG que, por otra parte, hacen un buen trabajo: Médicos del Mundo y Ayuda Médica Internacional. Son dos grandes organizaciones, al menos la primera, que implican unas administraciones enormes. Hay ahí unos retos de poder importantes. Para acceder a la presidencia, a los puestos altos, los candidatos están dispuestos a todo tipo de compromisos. Sus responsables no quieren que sus equipos se expresen. Respeto esta postura pero en lo que concierne a Palestina, donde los equipos médicos sufren regularmente el acoso y las humillaciones de las autoridades israelíes, no acepto callarme. Hay casos en los que es imperativo reaccionar.

Ha habido incidentes debidamente documentados y notificados pero Médicos del Mundo se negó a protestar. Por ejemplo, el caso en el que uno de mis colegas, que estaba en una ambulancia con un herido, recibió disparos israelíes en un checkpoint a pesar de que justo antes había recibido autorización para pasar. Otro ejemplo, cuando la policía de fronteras nos confiscó al llegar al aeropuerto Ben Gourion el material médico muy costoso e indispensable que llevábamos a Gaza; o incluso cuando se nos pidió pagar la tasa de productos de lujo, lo que es ilegal porque se trata de material médico humanitario, cuando los miembros de nuestros equipos son humillados, acosados y bloqueados en cuanto tienen un nombre árabe. Nunca hay protestas.

Silvia Cattori:
Usted cuenta que desde los primeros momentos de la ofensiva israelí de 2008 cirujanos de diversos países árabes y musulmanes conmovidos por la carnicería, entre ellos unos sesenta egipcios, se precipitaron a Gaza entrando por los túneles y que se pusieron a operar enseguida. En su libro dice haber estado muy impresionado por la competencia y eficacia con la que operaron a heridos muy graves y el notable papel desempeñado por estos médicos anónimos, a los que califica de “humanitarios sin espectáculo”. ¿Pone usted sus esperanzas en esta solidaridad discreta y sin condiciones que contrasta con la torpeza de nuestras ONG?

Christophe Oberlin:
Completamente. Daba una impresión de fuerza extraordinaria ver a todos estos cirujanos altamente cualificados y altamente competentes, que habían acudido a Gaza simplemente porque les habían llamado sus colegas y que afirmaban que se iban a quedar “mientras se les necesitara”. Recuerdo haber pensado entonces que tenía ante mí al relevo del Egipto de Mubarak.

Silvia Cattori:
En el capítulo de su libro titulado “Clamor sobre lo humanitario” hace una constatación muy inquietante. Siente que el cerco se cierra [10]. Esto deja pensar que las autoridades israelíes buscan hacer cada vez más difícil la autorización de entrada en Palestina imponiéndoles unas condiciones cada vez más exigentes. ¿Cree usted que irán hasta privar a la población de Gaza de toda asistencia médica [11]? ¿Qué preconiza usted para impedirlo?

Christophe Oberlin:
Los recientes asesinatos del militante italiano Vittorio Arrigoni en Gaza y del actor israelo-palestino Juliano Mer Khamis en Hébron [12] me estremecieron. No se puede dejar de pensar en la mano de Israel detrás de estos asesinatos. Para demonizar a los Palestinos y para acabar con el apoyo de la opinión pública internacional, ¿qué mejor manera que hacer asesinar a dos figuras carismáticas entre los pacifistas y endosarr a palestinos manipulados un crimen del que no son responsables? Da miedo. Hay en ello una escalada que debe permitir a Israel provocar en todo el mundo un sentimiento de horror en relación a Hamás. Y cada uno se dice: yo podría ser el próximo. No sería la primera vez que al más alto nivel del Estado israelí se toma la decisión de hacer asesinar a internacionalistas. Ya ha habido periodistas asesinados [13] y otros que han estado en la diana, como Jacques-Marie Bourget [14]. Hubo el ataque de la marina israelí contra la “Flotilla de la Libertad” en mayo de 2010 que causó la muerte de 9 activistas humanitarios. En el puerto de Gaza se acaba de erigir un monumento a su memoria.

Temo ver en ello un signo de endurecimiento israelí que puede ir hasta organizar asesinatos selectivos para hacerlos pasar después por asesinatos cometidos por Hamás. También se puede pensar que se trata de una crispación última de un poder al que se ha puesto bajo la presión de los movimientos de protesta contra los que pierde influencia.

Silvia Cattori:
Durante estos trágicos años usted asistido a escenas de una crueldad insoportable. Estaba ahí cuando los soldados israelíes dispararon deliberadamente contra el cuerpo de un joven cámara palestino que estaba en el suelo [15]. ¿Qué sintió cuando se encontró frente a este joven paciente que al que se le acababan de amputar ambas piernas?

Christophe Oberlin:
Soporto ver heridos muy graves en una sala de operaciones, pero ver ejercerse la violencia fuera de este marco, incluso en el cine, me resulta insoportable. Cuando vi a Mohamed Ghanem en el hospital, no estaba simplemente asqueado por el sadismo del soldado que había disparado media docena de tiros contra el cámara que estaba en el suelo (los medios árabes que estaban allí lo filmaron todo), también estaba avergonzado porque sabía que no habría ni investigación ni sanciones.

Durante 15 años he tratado traumatologías graves. Especializado en la reparación de traumatismo graves, la microcirugía de las venas y de los nervios, traté en las salas de operaciones a personas que trataban de suicidarse arrojándose a las vías del metro. Evidentemente se siente compasión cuando se ve a un hombre joven con unas heridas espantosas en una sala de operaciones. Pero uno está ocupado en reflexionar, en decidir qué conducta hay que seguir, en detener la hemorragia para salvar la vida del paciente. En ver qué se puede hacer para preservar la función y finalmente en operar. Las operaciones son muy largas y hay que pararla porque el paciente no está bien, hay que renunciar a la reconstrucción o hay que amputar. Eso forma parte del adiestramiento médico. Son nociones que he aprendido.

Cuando se ve llegar a estos heridos muy graves, uno se concentra en ocuparse de ellos. Durante la agresión israelí de 2009 vi a cirujanos palestinos que no podían más, venirse abajo, desmoronarse, pero fuera de las salas de operaciones. En la urgencia todo el mundo trabaja bien, sin pánico, y para nosotros también es una lección. Pero hay imágenes, escenas que te marcan de forma indeleble, como marcan a los palestinos. Ellas son las que construyen la resistencia.

Referencias:

[1] “Chroniques de Gaza 2001-2011”, Christophe Oberlin, Editions Demi-Lune, 2011.
Su primer libro, “Survivre à Gaza”, biografía de Mohamed al-Rantissi, cirujano palestino hermano del dirigente histórico de Hamás asesinado por Israel, marcó las mentes. En efecto, permite comprender la increíble trayectoria de gran cantidad de licenciados que viven en Gaza y que tuvieron que demostrar un valor y una voluntad increíbles para lograr acabar sus estudios y ejercer.
En nuestra opinión Chroniques de Gaza 2001-2011 , Survivre à Gaza, y el libro de Ziyad Clot “Il n’y aura pas d’État palestinien” (Max Milo Editions: París, 2010) son tres testimonios fundamentales entre los libros escritos en francés.

[2] El canet de prensa israelí, que facilita a los periodistas los desplazamientos por Cisjordania, lo concede un “Servicio de prensa” situado en Jerusalén Occidental. Este servicio depende de Defensa, de los servicios de propaganda militar y de los servicios de inteligencia israelíes. La autorización para entrar en Gaza sólo se concede con cuentagotas. En junio de 2006, durante la ofensiva militar que causó cien muertos y cientos de heridos en el norte de Gaza, los oficiales del Servicio de Prensa nos negaron el permiso de entrada en Gaza mientras veíamos que ese mismo día se lo concedían a periodistas de medios cuya parcialidad a favor de Israel estaba garantizada.

[3] Tras las elecciones de enero de 2006 Hamás obtuvo la mayoría absoluta de los escaños en el Consejo Legislativo Palestino. La Autoridad Palestina de Ramala, es decir, el partido Fatah que había perdido las elecciones, no dejó el poder a pesar del hecho de no tener ya el poder. Siguió recibiendo órdenes de Israel y de Estados Unidos . El presidente Mahmoud Abbas no tiene ninguna legitimidad desde 2009. A pesar de todo, la Unión Europea sigue apoyando a esta Autoridad Palestina corrupta e ilegítima, entregándole medio millón de euros al año y tratando sólo con ella. Las conferencias y negociaciones llamadas de paz en las que ha participado tenían por objetivo, en connivencia con Israel y Estados Unidos, financiar y programar el poner fuera de la ley a Hamás.

[4] Tras la elección de Hamás en 2006 también los dirigentes del movimiento de solidaridad contribuyeron a reforzar el a priori de que la carta de Hamás es “antisemita”. Por desgracia, la propaganda de los sucesivos gobiernos israelíes, que se sirven de la carta de Hamás para criminalizar a este movimiento, es explotada por todas aquellas personas que privilegian a los “laicos” para desacreditar a este movimiento político y religioso palestino que afirma ser de la resistencia. Esta propaganda ha pervertido y ralentizado mucho la acción del movimiento de solidaridad.

[5] Los ciudadanos del Estado judío tienen ciudadanía israelí, pero muchas personas ignoran que en sus documentos no existe la nacionalidad israelí. En el documento de identidad de un ciudadano israelí de confesión judía la nacionalidad indicada es “judía”, mientras que la nacionalidad de los ciudadanos no-judíos se define como árabe, drusa, rusa, turca, etc. Por lo tanto, cuando los palestinos dicen los “judíos” es en conformidad con la ciudadanía judía de los israelíes y no es en absoluto el signo de “hostilidad hacia los judíos”, de un “antisemitismo”, como se les reprocha constantemente por razones de propaganda.

[6] Este plan secreto, establecido por Estados Unidos en connivencia con la dirección de Ramala, fue revelado por un periodista muy bien informado, David Rose, en marzo de 2008. Véase:
– “The Gaza Bombshell,” por David Rose, Vanity Fair, abril de 2008.
– y la traducción parcial de este artículo al francés.

En enero de 2011 Al-Jazeera publicó unos documentos palestinos confidenciales (The Palestine Papers). Confirmaron todo lo que decía David Rose sobre la complicidad criminal de la Autoridad Palestina con Israel y lo que nuestros interlocutores nos decían desde 2006 en varias entrevistas que fueron igualmente ignoradas por estas asociaciones dominantes del apoyo a Palestina. Así supimos que la Autoridad Palestina había ido más allá de lo imaginable en su connivencia con Israel. Se esperaba que anunciara su dimisión, la disolución de la Autoridad Palestina. Al contrario, atacó a Al-Jazeera.

[7] Mohammed Dahlan, ayer hombre fuerte de Fatah en Gaza, es despreciado por la población. Conocido por su estrecha colaboración con el Mossad y los servicios de inteligencia europeos, hizo todo lo posible (con su financiación) para liquidar al movimiento Hamás. Cuando en 2007 Hamás logró provocar la desbandada de las fuerzas represivas de Dahlan, esto supuso un alivio para la población.
Véase: “Gaza s’enfonce inexorablement”, por Silvia Cattori, 29 de julio de 2007.

[8] Cuando Hamás retomó la administración de Gaza, Fatah, que había permanecido ilegalmente en el poder en Ramallah, anunció a los 77.000 funcionarios de Gaza que se les pagaría un salario si se negaba se negaban a ir a trabajar mientras Hamás estuviera en el poder. En cambio, los funcionarios que han ido a trabajar y hacen funcionar la administración y los servicios públicos dirigidos por Hamás ya no reciben un salario de la Autoridad Palestina.

[9] Christophe Oberlin alude a los asesinatos de dos militantes de la solidaridad con palestina: Juliano Mer Khamis y Vittorio Arrigoni. Véase:
– “Militant pour la paix, Mer Khamis a été assassiné à Jénine”, por Conal Urqhart, The Guardian, 4 de abril de 2011.
– La leçon d’humanité de Vittorio, por Ramzy Baroud, info-palestine.net, 20 de abril de 2011.

[10] Los activistas humanitarios que van a Gaza deben pedir su acreditación al COGAT, el servicio del ejército israelí que entrega el permiso de entrada en Gaza.

[11] Para entrar en Cisjordania y Gaza, que son unas prisiones bajo control del ocupante, es obligatorio pasar por territorio israelí. Las autoridades israelíes se otorgan el derecho de vetar la entrada en Israel a personas que sólo quieren ir a los territorios ocupados y cuyas críticas temen. Hacen listas de militantes o periodistas supuestamente “hostiles a Israel” que les señalan en cada país personas de confesión judía y en las que prima su lealtad a Israel.

[12] Véase nota (9).

[13] – Raffaele Ciriello, periodista italiano, fue asesinado deliberadamente por el ejercito israelí en Ramala el 13 de marzo de 2002.
– James Miller, 34 años, periodista y productor británico, llevaba un chaleco antibalas marcado con la palabra “PRENSA” y una bandera blanca cuando fue asesinado intencionadamente en Rafah el 2 de mayo de 2003 por un soldado israelí cuando rodaba un documental “La muerte en Gaza”, según afirman periodistas que fueron testigos. Además, el ejército israelí ha matado a muchos periodistas palestinos y árabes.
– Véase al respecto: ” Muro de separación étnica y desinformación”, por Silvia Cattori, 8 de agosto de 2003.

[14] El periodista Jacques-Marie Bourget fue gravemente herido en el pulmón y en el brazo el 21 de octubre de 2000 en Ramallah por una bala disparada por un soldado israelí.

[15] Véase:
– “La barbarie de los soldados israelíes filmada en directo”, por Silvia Cattori, 6 de julio de 2007.
– y el vídeo de esta crueldad

Paulvanjaf
Lu, 18 jul 2011
Imprimir
desempleo

© Desconocido
La especulación financiera y sus consecuencias exponen claramente el accionar psicopático de un pequeño grupo que gobierna el globo

Una recaída en la recesión económica está en marcha en el mundo industrializado. Los niveles reales de desempleo en Estados Unidos están por las nubes. No se trata ya de cesantía a corto o mediano plazo, sino del aumento de un desempleo crónico, que supera los dos años y alcanza hasta los cuatro años y que rememora los niveles de desempleo durante la Gran Depresión de los años 30 del siglo 20, y quizás por eso la Oficina de Estadísticas Laborales de Washington ha decidido reincorporar en sus estadísticas a los cesantes que están más de dos años sin empleo (1). 

En junio pasado la tasa oficial de desempleo en Estados Unidos fue de 9.2 por ciento. La tasa ampliada, llamada U6, estaba por encima del 17 por ciento, y si se utiliza la antigua definición de desempleo del Departamento del Trabajo estadounidense (SGS-Alternate, abandonada en 1994 pero utilizada aún por economistas para calcular la cesantía a corto, mediano y largo plazo) es de 22.8 por ciento de la fuerza laboral del país (2). Y dejaremos de lado el subempleo o empleo a tiempo parcial, que afecta a una creciente proporción de trabajadores y en las estadísticas oficiales es considerado como “empleo” a tiempo completo.

La situación es similar en países europeos no afectados directamente por la “crisis de la deuda”, como Francia o Gran Bretaña, donde las estadísticas oficiales tampoco computan el desempleo a largo plazo, la exclusión definitiva del mercado laboral y el subempleo. Pero la situación laboral es y será mucho peor en los países afectados por la crisis de la deuda y que están siendo obligados a aplicar severos programas de austeridad, como Grecia (16 por ciento de cesantía sin computar el desempleo a largo plazo y la imposibilidad para los jóvenes de incorporarse al mercado laboral) o España (21 por ciento de desempleo oficial), para citar dos casos.

Y el crecimiento anémico de la economía real apunta a que lejos de disminuir la cesantía aumentará en los meses venideros.

Más desempleo, mayores ganancias

El 5 de julio pasado el diario The Wall Street afirmaba que mientras la economía estadounidense está pasando por una de “sus más lentas recuperaciones desde la Gran Recesión”, las grandes empresas están listas para reportar “sólidos ingresos para el segundo trimestre,exponiendo una dicotomía entre el comportamiento de las corporaciones y la salud general de la economía”.

Dicho de otra manera, mientras que los salarios y beneficios laborales constituyen actualmente el 57.5 por ciento de la economía – en baja respecto al 64 por ciento que esta parte representaba hasta mediados de la década pasada, según la agencia AP-, y el desempleo se mantiene o es superior a los niveles de la Gran Recesión del 2008-2009, las grandes empresas están ya en la fase de auge que en la salida de recesiones anteriores manifestaban una fuerte recuperación económica.

A esta presentación de aumentos en las ganancias trimestrales se añade el hecho de que en Estados Unidos las empresas están ‘sentadas” en más de un billón y medio (1 500 000 000 000) de dólares porque – según el economista y Nóbel Paul Krugman (3)- no “ven” una demanda de parte de los consumidores. Mientras tanto los bancos disponen de reservas excedentes por otro 1.5 billón que no están prestando.

El analista Stephen King escribe en The Independent (4) sobre la falta de creación de empleos y el anémico crecimiento (2.0 por ciento) de la economía estadounidense que persiste desde la presidencia de George W. Bush en Estados Unidos, y señala que las empresas que están “sentadas” en ese billón y medio de dólares prefieren ahorrar ese capital en lugar de invertirlo, destacando que cuando deciden invertir prefieren hacerlo en China y Brasil en lugar de su propio país.

En el caso de las “economías avanzadas”, exceptuando el especifico caso alemán, no se trata de una “recuperación económica sin creación de empleos”, como avizoraban algunos economistas para la “salida” de la Gran Recesión del 2008 y 2009, sino de una vigorosa “recuperación de beneficios” de la clase capitalista en medio de un evidente estancamiento económico que amenaza convertirse en una nueva recesión global por la aplicación generalizada de políticas fiscales de austeridad, por el creciente desempleo y subempleo, y la consiguiente baja del consumo.

¿Por qué las economías capitalistas no crean empleos?

Ya no se puede dudar de los efectos que sobre el empleo produjo la revolución informática y la automatización de la producción, que en las últimas cuatro o cinco décadas permitieron aumentos inimaginables en la “productividad” – la producción de bienes o servicios respecto a la cantidad de mano de obra empleada en ella- y aseguraron la rentabilidad de las empresas transnacionalizadas en sectores cada vez más concentrados y sometidos a una competencia extrema.

La contraparte de esta revolución en el modo de producir fueron los despidos masivos en los centros industriales del capitalismo y, con la liberalización del comercio y las inversiones desde hace poco más de una década, la mudanza también masiva de la producción industrial de artículos de consumo hacia países de Asia, en particular China.

Este proceso para reducir los costos de mano de obra, que al comienzo afectó a la producción industrial de bienes de consumo directo, se ha ido propagando a ramas de la producción de bienes de capital, como las maquinarias y componentes de los mecanismos destinados a la producción.

En los países avanzados, como puede observarse desde hace más de tres décadas en Japón, Alemania, Estados Unidos, Canadá y Francia, entre otros más, la carrera de las empresas por reducir costos laborales para obtener la máxima rentabilidad posible llevó inexorablemente a reemplazar donde fuera posible los trabajadores y los empleados de servicios por la maquinaria e informática de todo tipo imaginable: las sofisticadas excavadoras, grúas, topadoras, los camiones gigantes y demás maquinarias sustituyeron a millones de trabajadores de la construcción, la minería y la explotación forestal, para citar tres casos.

Esto podría extenderse a prácticamente todas las ramas del sector primario, de la minería a la pesca y la agricultura, que tuvieron que adaptarse a la aplicación de métodos industriales generados por esta revolución científico-técnica, lo que explica que para crear un empleo real en esas ramas se requiere de una millonaria inversión en maquinaria y equipos. Y lo mismo sucedió con el sector secundario, las industrias productoras de bienes.

El sector terciario, los servicios, se suponía iba a ser la panacea del empleo que reemplazaría con salarios decentes y empleos estables a los desaparecidos empleos industriales. En efecto, durante las últimas décadas el crecimiento de ese sector fue reemplazando en términos de creación de empleos a los declinantes sectores, como la agricultura, minería y la industria.

Pero en realidad la informática se infiltró en todas las esferas de los servicios -con las computadoras, impresoras, copiadoras y sofisticados sistemas de telecomunicación que multiplicaron la capacidad de trabajo en las oficinas de todo tipo; en los bancos con la recepción y el retiro de dinero a través de “cajeros automáticos” y no de las cajeras o cajeros de carne y hueso; lectura óptica de precios que redujo el número de cajeras en los centros de comercio, por ejemplo- con el consiguiente efecto de reducir el número de puestos y el nivel de los salarios. Y el alto desempleo unido al empobrecimiento de la clase trabajadora hizo que se multiplicaran en la última década los empleos muy mal pagados en los McDonald y Wal-Mart de este mundo.

La retroalimentación de los efectos coyunturales y estructurales

En suma, en los países capitalistas avanzados donde las grandes empresas privadas están “sentadas” en billones de dólares no hay demanda de los consumidores que permita la reactivación de la economía real porque no es posible ni rentable, en términos capitalistas, generar una masa crítica de nuevos empleos con salarios decentes, o aumentar los salarios en términos generales, para elevar el consumo de bienes.

Y como no hay falta de capitales para inversiones en el sector privado se puede dudar de la coherencia de querer aplicar, como proponen muchos respetados economistas, las recetas keynesianas, de que las inversiones públicas sustituyan la ausencia de inversiones de capital del sector privado.

Más aun, las inversiones públicas para la construcción y reparación de las infraestructuras no tienen efecto multiplicador en materia de empleos porque esa rama de la construcción, que hace tiempo ha pasado a manos del sector privado en todo el mundo capitalista, ha hecho todo lo posible para aumentar al máximo el empleo de maquinaria y reducir al mínimo el número de trabajadores empleados. Y a menos que el sector público se involucre en le reactivación de otras ramas y sectores dominados por la inversión privada, asumiendo un papel gestor de la economía como se está viendo el países de Sudamérica, la creación de empleos seguirá siendo un objetivo ilusorio.

A los problemas estructurales del capitalismo avanzado se unen los problemas coyunturales, la deuda pública producto de la socialización de las pérdidas del sector financiero y de los planes de reactivación de la economía durante la pasada Gran Recesión, y el papel dominante que está jugando el capital financiero para apropiarse de una renta en todas las situaciones posibles.

En suma, el capitalismo y el trabajo asalariado son inseparables. El trabajo asalariado permite al capitalista crear la plusvalía y los salarios constituyen el único medio por el cual, a través del consumo, los capitalistas pueden realizar esa plusvalía. No hay capitalismo sin trabajo asalariado, y menos aun puede pensarse en un capitalismo pujante con tasas de desempleo crónico, con un empobrecimiento creciente de todas las clases trabajadoras y los jubilados, y perspectivas nulas de trabajo para los jóvenes como las actuales.

Si los partidos políticos tradicionales “no quieren ver” esta situación, porque están aliados con la oligarquía financiera y los monopolios de los grandes medios de comunicación, como dice el analista Max Keiser (5), los jóvenes y menos jóvenes indignados y por indignarse están empezando a verla muy claramente, como lo expresan sus frases en las recientes manifestaciones en España: “Tu ‘Botín’, mi crisis”; “Democracia ¿dónde estás?”; “Esta crisis no la pagamos”; “Zapatero, lacayo de los banqueros”;”Contra la privatización de los servicios públicos”; “Tejiendo barrios, cambiando el presente”; “Manos arriba esto es un contrato”; “La patronal nos quiere esclavizar”; “¿Izquierda o derecha? Este país está envejecido. Busquemos una alternativa”; “Un banquero se balanceaba sobre la burbuja inmobiliaria…”; “Se vende: Estado del Bienestar”: “Pienso, luego me indigno”; “Me gustas cuando votas, porque estás como ausente”, “Sin vivienda no hay viviendo”, “Se alquila esclavo económico”, “Rebeldes sin casa”, “Sin miedo habrá futuro”, “Más educación, menos corrupción”.

Notas:

1.- http://www.usatoday.com/news/nation/2010-12-28-1Ajobless28_ST_N.htm
2.- http://www.shadowstats.com/alternate_data/unemployment-charts
3.- http://krugman.blogs.nytimes.com/2011/07/02/cash-is-not-the-problem/
4.- http://www.independent.co.uk/news/business/comment/stephen-king/stephen-king-unemployment-picture-shows-that-the-us-economy-has-lost-its-vigour-2311791.html?service=Print
5.- http://maxkeiser.com/tag/keiser-report/

Creo que a estas alturas a nadie se le escapa que la OTAN no está interesada en salvar a los ciudadanos Libios de Gaddafi, y más cuando hasta hace bien poco se le rendía honores a cada país que este señor acudía…

Al igual que hay que aceptar que 9 millones en España sigan creyendo en la Democracia votando a PPSOE, y hay que respetarlo, tambien tendremos que respetar que al menos 1 millón de libios sigan creyendo en Gaddafi…por mucho que NO entendamos ninguna de las dos opciones…

Detrás de cada guerra sólo hay mentiras e intereses económicos…pero siempre pensamos que esta nueva guerra, la que sea,  sí es necesaria…y esta apreciación es debida al bombardeo mediático de casi todos los medio hacia esa dirección…y seguimos sin darnos cuentas la manipulación que hay detrás de los mass media…que nos cuentan lo que quieren como vemos en esta noticia silenciada por los medios occidentales…

De verdad que seguimos sin darnos cuenta de que lo mismo que está pasando en Libia pasa en otros sitios, y son catalogados de terroristas??? Quien establece la diferencia entre rebeldes luchando por su país o terroristas atentando contra lo socialmente establecido y aceptado??? En el fondo no es lo mismo pero dicho de distintas formas??

En cualquier caso  NO HAY NINGUN fin que justifique la VIOLENCIA como medio para alcanzarlo!

Os acordais el terrorista Libio que supuestamente puso una bomba en un avión americano y que estaba preso en Reino Unido??? Pues sorprendentemente fue liberado cuando tenía cadena perpetua…y menos sorprendentemente BP consiguió poco tiempo después contratos millonarios con el régimen de Gaddafi…Así funcionan las cosas…Las víctimas les importamos bien poco…

20-08-09 Obama: “El terrorista libio liberado debería cumplir prisión domiciliaria”

Os dejo con la noticia:

Cerco mediático en Occidente

Dejan de reportar una de las protestas civiles más grandes de la historia: más de 1 millón de libios se reunieron para marchar en contra de la invasión de la OTAN y el genocidio que ha provocado.

El pasado 1 de julio más de 1 millón de libios marcharon en Trípoli hacia la Plaza Verde en rechazo de la invasión militar que despliega la OTAN en su país. Los manifestantes expresaron su apoyo al gobierno y los pobladores de Benghazi y Misrata que están siendo perseguidos por las fuerzas rebeldes fondeadas por la OTAN, la CIA y otras agencias. Una persecución que ha tomado tintes raciales ya que algunos medios han reportado que Gaddafi ha empleado mercenarios africanos, por lo cual en estas poblaciones tomadas por los rebeldes —o contrarrevolucionarios— se han efectuado linchamientos y otras atrocidades en contra de la población negra.

Libia es un país de poco más de 6 millones de habitantes y más de 1 millón marcharon el 1 de julio en una de las protestas públicas más grandes de la historia en cualquier país del mundo. Sin embargo, la mayoría de los medios occidentales (incluyendo a Al-Jazeera, que parece estar controlado por los mismos intereses) no dieron a conocer ni siquiera que esta protesta se había realizado y menos su envergadura. El cerco mediático deja claro que

el discurso occidental de libertad de expresión y democracia es una gran ilusión:

cuando todos los medios masivos se alinean con los gobiernos de las grandes potencias en una ofensiva ilegal que constituye un claro crimen humanitario, ¿dónde está la democracia informativa?  Cuando las protestas eran en contra de Gaddafi, y en un número mucho menor, éstas aparecían sistemáticamente en las primeras planas de medios como el New York Times, The Guardian, El País, el Huffington Post, Le Monde, etc.

Científicos independientes dicen haber confirmado el uso de uranio empobrecido en Libia

en contra de las fuerzas de Gaddafi y de la población civil;  irónicamente uno de los argumentos que se manejan para intervenir en estas guerras es salvar a la población del riesgo de que su dictador utilice armas de destrucción masiva.

Antes de la invasión de las fuerzas de la OTAN, Libia atravesaba un relativo bienestar económico (lo cual, más allá de sus excentricidades, hace que la gente apoye en su mayoría a Gaddafi); actualmente, las sanciones impuestas por la comunidad internacional y los destrozos de los ataques militares han hecho que este país se empiece a sumir en una profunda crisis con oscuros ecos de lo que sucedió en Irak, un país que ha sido prácticamente destruido dejando a millones en la extrema pobreza.

Celeste Fassbinder
BWN Patagonia
Paulvanjaf
jue, 14 jul 2011
Imprimir

© BWN Patagonia
Baños termales en Islandia

Optando por diferenciarse de las demás naciones del planeta, Islandia decidió no brindar ningún tipo de “rescate financiero” a los bancos (entendiendo que no lo necesitan), liberándose así del sometimiento a la dictadura económica global. En tal sentido, Islandia actuó independientemente y en total discordancia con la mayor parte de los países del mundo. En otras palabras, Islandia escogió no “salvar” a los bancos sino “salvarse” de los bancos, en pos de la libertad y rechazando las imposiciones de las instituciones monetarias, financieras internacionales (bancocracia); actualmente, el desarrollo económico de Islandia es exitoso y dan cuenta de ello: su evolución, crecimiento y el bienestar de los ciudadanos. Haciendo historia, Islandia está reformando su Constitución.

No acorde al resto del planeta, y durante el transcurso de la reciente crisis económica mundial diseñada por banqueros y sin basamento científico/matemático, Islandia tomó la decisión de no brindar ayuda a los bancos. El lema fue: No rescatar a los bancos. Esto diferencia a Islandia de, por ejemplo Estados Unidos, donde Obama otorga más y más prevendas a los banqueros teniendo en cuenta que son estos quienes emiten el dinero desde la entidad privada llamada subjetivamente Reserva Federal (“si es federal debe ser oficial”, un nombre acorde al engaño).

En Islandia no son los contribuyentes quienes deban pagar las deudas de corporaciones bancarias privadas nacionales o extranjeras, la ciudadanía de Islandia brinda un ejemplo al mundo al decidir que deben ser los acreedores los que paguen estas deudas. Estas deudas tampoco existen en el plano material, ya que responden a números dentro de computadoras. Estas deudas son irreales e incluso, si usted quiere: surrealistas, otra consecuencia de la abolición del oro como respaldo de la moneda en Estados Unidos, otra vez, la Reserva Federal de Rockefeller y compañía, pretendiendo liderar los mercados en la Tierra.

El sistema monetario se basa en la deuda. Para que el actual sistema económico funcione, debe existir deuda, y no abundancia. La abundancia, la riqueza y la distribución igualitaria, son factores enemigos de la bancocracia.

Mientras Islandia demuele la mentira divulgada por la prensa mundial, que es financiada por los bancos, que señala que, justamente, los bancos son “demasiado importantes para dejarlos caer (y que si colapsan destruyen la economía de un país), demuestra que una Economia Basada en Recursos funciona.

© Desconocido

Los mayores banqueros del planeta se encuentran en Inglaterra y Estados Unidos, Rothschild, y Rockefeller se encargan de crear una ilusión de alternativas.* (Lista de entidades al final del artículo)

Sin embargo, Rothschild, y Rockefeller son los verdaderos dueños indirectos o directores indirectos a nivel mundial de todos los bancos en la lista. Asimismo, las familias Rothschild, y Rockefeller han influido e influyen en diferentes areas de los gobiernos de Estados Unidos e Inglaterra, como los departamentos de defensa, los departamentos de relaciones exteriores e incluso la educación. Fue J.D. Rockefeller quien llevó a cabo la reforma educativa que hoy rige en Estados Unidos, y que predispone a la sociedad para aceptar la bancocracia.

De no independizarse, Islandia hubiera tenido que pagar 2.3 mil millones de dólares a Gran Bretaña, y 1.3 mil millones a Holanda. Pero el pueblo islandés rechazó enfáticamente otorgar ese dinero a los banqueros, y lo hizo utilizando un argumento valido y coherente: Los ciudadanos no tienen ninguna responsabilidad ante las inversiones o desmanejos de las corporaciones bancarias extranjeras en el país, que por otro lado, lo estaban hundiendo.

Islandia actuó con corrección resolviendo que su sistema financiero continuaría funcionando, mientras los acreedores y no los contribuyentes, asumieran las presuntas “pérdidas de los bancos”, y así lo explico a Bloomberg el premio Nobel de Economía y profesor de Columbia, Joseph Stiglitz, quien felicitó a Islandia observando: “Lo contrario es probablemente el peor modelo a seguir”.

Tras caer en una crisis económica, Islandia, diferenciándose de los demás países del mundo, no aprobó al sistema político y financiero que lo llevó a esa debacle, todo lo contrario. Islandia respondió vigorosamente y con independencia haciendo renunciar a tal demanda por parte de su gobierno, y este año reescriben su Constitución con la intención de frenar este tipo de problemas en el futuro. El accionar de Islandia y el re-diseño de la Constitución de Islandia, simbolizan un ejemplo mundial y un hecho de características históricas, ya que se trata de la primera Constitución “open source” (código abierto), donde todos los ciudadanos de Islandia son libres de participar, aportar y evaluar cambios utilizando herramientas digitales.

Las corporaciones bancarias internacionales, léase bancocracia, infunden temor a las naciones mediante la prensa y funcionarios corruptos diciéndole a la gente que: De no ajustarse a las regulaciones dictadas por los bancos -WB World Bank- (Naciones Unidas – Bilderberg) y a su políticas financieras o no pagan sus deudas (digitales), observarán la destrucción y el colapso de sus economías, asustando a los ciudadanos con la amenaza del desempleo y con que, habrá falta de capitales necesarios para el desarrollo y evolución economica-productiva; Islandia ha probado que no es imposible desligarse de este bullying (patoterismo) financiero si se cuenta con una verdadera unidad nacional.

Corporatocracia y bancocracia

Resultan escasas las naciones que eluden esta dictadura financiera global, conformada por gobiernos corruptos, instituciones transnacionales, y la élite bancaria, acompañada por los dependientes grandes medios de comunicación y las corporaciones que digitan las reglas en el planeta. El sistema impuesto por la bancocracia explota y saquea los recursos naturales y humanos de la mayoría de los países mediante la implementación de un sistema capitalista extremo muy similar al fascismo o al comunismo, basado en el consumo y la generación de deuda.

Una diminuta cantidad de naciones prevalecen autónomas, soberanas e independientes, capaces de tomar decisiones por sí solas y en beneficio de los pueblos, no de los bancos, sin alinearse al plan y estrategia mundial. Igualmente casi no hay países con una ciudadanía unida, libre de falsos símbolos ideológicos impuestos por Rockefeller o Rothschild (derecha-izquierda) que conllevan a diferencias de pensamiento presuntamente antagónicas (y sin esquemas separatistas) capaz de ejercer una voluntad basada en el consenso popular, por encima de la clase política, cuando ésta difiere de los intereses destructivos de la corporatocracia.

Acorde a Net Right Daily “Islandia es doblemente una isla en este ajedrez geopolítico donde casi todos somos peones”.

*Lista de entidades:

3i Group plc, Aareal Bank, Abbey, Abbey National Business Banking, Abbey National plc, Abc International Bank Plc, ABCUL Credit Union, ABN AMRO Bank, Adam and Company, Affinion International Limited, Afghan National Credit & Finance Ltd, Ahli United Bank (UK) Plc, Airdrie Savings Bank, Alliance & Leicester Business Banking, Alliance & Leicester plc, Alliance Fund Managers Limited, Alliance Trust PLC, Allied Bank Philippines (UK) plc, Allied Irish Bank (GB), Almeida Capital, Alpha Bank London Ltd, AMC Bank Ltd, Anglo Irish Bank, Anglo-romanian Bank Ltd, Ansbacher and Co Limited, ANZ Bank, Arab Bank plc, Arab Bank Plc, Arbuthnot Banking Group, Arbuthnot Securities Ltd, Arcapita Limited, Associates Capital Corporation Ltd, Bache Commodities Limited, Banc of America Ltd, Banca Caboto S.p.a, Banca March, Banco Bilbao Vizcaya Argentaria S.A. (BBVA), Banco Santander Totta, Bank Leumi (UK) Plc, Bank Mandiri (Europe) Limited, Bank Morgan Stanley Ag, Bank of Baroda, Bank of Bermuda, Bank of Ceylon, Bank of China International (UK) Ltd, Bank of Cyprus (London) Ltd, Bank of England, Bank of Ireland, Bank of Ireland, Bank of Scotland, Bank of Scotland Plc Treasury Division, Bank SAderat Plc, Bank Sepah International plc, Banks & Partners, Banque Edouard Constant, Barclays Bank, Barclays Capital, Barclays de Zoete Wedd Ltd, Barclays Estates Trusts, Barnsley Building Society, Bath Building Society, Beneficial Bank, Beneficial Finance, Berlin Hyp, Beverley Building Society, Birmingham Midshires Building Society, Bnp Paribas London Branch, Bradford and Bingley, Bravrest Limited, Bristol & West plc, Britannia Building Society, British Arab Commercial Bank Ltd, Brown Shipley and Co. Limited, Brown Shipley Co Ltd, Bryan Garnier & Co, BSI Generali UK Limited, Buckinghamshire Building Society, Butterfield Private Bank, C. Hoare & Co, Cahoot, Cambridge Building Society, Campbell Lutyens, Candover Investments Plc, Capital One Bank (Europe) plc, Cater Allen Bank, Catholic Building Society, Cazenove and Co., CCF Charterhouse Bank, Century Building Society, Chang Hwa Commercial Bank Ltd, Chelsea Building Society, Cheltenham & Gloucester, Chesham Building Society, Cheshire Building Society, Chorley & District Building Society, Church House Trust, CIBC – Canadian Imperial Bank of Commerce, Cimb Bank Berhad, Citibank, City of Derry Building Society, Clariden Leu Asset Management (UK) Ltd, Clay Cross Building Society, Close Brothers Group PLC, Close Private Asset Management Limited, Clydesdale Bank, Commonwealth Finance Solutions Ltd, Consolidated Credits Bank Ltd, Coutts & Co., Coventry Building Society, Credit AGricole Lazard Financial Products Bank, Credit Suisse First Boston, Crown AGents Financial Services Ltd, Cumberland Building Society, Daiwa Securities SMBC Europe Limited, Dalbeattie Finance Co Ltd, Darlington Building Society, DBS Bank Ltd, DEPFA BANK, Derbyshire Building Society, Deutsche Bank, Deutsche Hypothekenbank, Deutsche Postbank AG, Deutsche Schiffsbank AG, Dexia Bank London, Dresdner Private Banking, Dudley Building Society, Dunbar Bank Pcl, Duncan Lawrie Limited, Dunfermline Building Society, Dz Bank AG, Earl Shilton Building Society, Eccles SAvings And Loans Ltd, Ecology Building Society, EFG Private Bank Ltd, Egg, Egg Banking Plc, Essen Hypothekenbank, European Bank of Reconstruction and Development, The Fibi Bank (UK) Plc, First Direct, First State Investments (UK) Limited, First Trust Bank, Fleming Private Banking, Ford Credit Europe Plc, Furness Building Society, Gainsborough Building Society, Gartmore Money Management Ltd, Ge Money, Gerrard King Ltd, GML International Limited, Goldman Sachs International, Gulf International Bank (UK) Limited, Habib Bank Ag Zurich, Habibsons Bank Limited, Halifax, Hamilton Direct Bank, Hampshire Trust Plc, Handelsbanken, Hanley Economic Building Society, Harpenden Building Society, Harrods Bank, HBOS plc, Heller Bank, Heritable Bank Plc, Hfc Bank Limited, Hinckley And Rugby Building Society, Holmesdale Building Society, Household Bank, HSBC, Hsbc Bank Plc, HSBC Group Holdings, Hua Nan Commercial Bank Ltd, Hull East Yorkshire Credit Union, Humberclyde Finance Group Ltd, Hypo Real Estate Bank International, Ilkeston Permanent Building Society, Industrial and Commercial Bank of China (ICBC), ING Direct, ING Wholsale Banking, Insinger De Beaufort, Intelligent Finance, Investec Bank Plc, Ipswich Building Society, Irish Nationwide Building Society, Islamic Investment Banking Unit, Joh. Berenberg, Gossler & Co. KG-Repraesentanz Edinburgh, Jordan International Bank Plc, JPMorgan Asset Management, JPMorgan Cazenove Limited, Julian Hodge Bank Group, Julius Baer International Limited, KAS Bank, Kaupthing Singer Friedlander Limited, Kent Reliance Building Society, Kexim Bank (UK) Ltd, Kingdom Bank Limited, Kleinwort Benson Ltd, Kookmin Bank International Limited, Korea Exchange Bank (Branch), La Caixa, Lambeth Simply Postal, Leeds Building Society, Leeds City Credit Union Ltd., Leek United Building Society, Leopold Joseph & Sons Ltd, Lloyds TSB, Lloyds Tsb Bank Plc, Lombard North Central plc, Lombard Odier Darier Hentsch (UK) Ltd, London International Bank, London Representative Office, London Scottish Bank, Loughborough Building Society, Manchester Building Society, Mansfield Building Society, Marfin Popular Bank Public Co Ltd, Market Harborough Building Society, Marks And Spencer Financial Services Ltd, Marsden Building Society, Mbna International Bank Ltd, Melli Bank Plc, Melton Mowbray Building Society, Merill Lynch HSBC, Merrill Lynch Financial Centre, Merrill Lynch Investment Managers Ltd, Mizuho International Plc, Mlp Private Finance Plc, Monmouthshire Building Society, Moscow Narodny Bank Ltd, Multi Commercial Bank, N M Rothschild Sons Ltd, National Australia Bank Limited, National Bank of Canada, National Bank of Egypt (UK) Ltd, National Bank of Kuwait (International) Plc, National Counties Building Society, Nationwide Building Society, NatWest, NatWest Small Business, Nedbank Limited, Newbury Building Society, Newcastle Building Society, Niib Group Ltd, Noble Grossart Ltd, Nomura International plc, Norichukin Bank, North East Scotland Credit Union Ltd, Northern Bank, Northern Bank Limited, Northern Rock, Norwich And Peterborough Building Society, Nottingham Building Society, Oesterreichische Nationalbank – Austrian National Bank, Penrith Building Society, Philippine National Bank (Europe) Plc, Piper Jaffray Ltd, Principality Building Society, Progressive Building Society, Punjab National Bank (International) Ltd, Putnam Lovell NBF, R Raphael Sons Plc, Rathbone Bros Co Ltd, Rathbones, Reliance Bank Limited, Riyad Bank Europe Ltd, Robert Fleming Securities Ltd, Rothschild N M & Sons, Royal Bank of Canada Europe Ltd, Royal Bank of Scotland, Royal Bank of Scotland, Ruffler Bank Plc, RZB Austria London Branch, Saffron Building Society, Sainsbury’s Bank, Sarasin Chiswell, Saxo Bank, Scarborough Building Society, Schroder & Co. Limited, Scotiabank Europe Plc, Scottish Amicable Money Managers Ltd, Scottish Building Society, Scottish Widows Bank Plc, Secure Trust Bank, SG Hambros, Skipton Building Society, Smile, Southsea Mortgage And Investment Company Ltd, Standard Bank London, Standard Chartered Bank, Standard Chartered Bank, Standard Life, Stroud And Swindon Building Society, Td Bank Europe Limited, Teachers Building Society, The Bank of Tokyo-mitsubishi Ufj Ltd, The Bank of Yokohama (Representative Office), The Chiba Bank Ltd, The Co operative Bank, The Nikko Bank (UK) plc, Tipton And Coseley Building Society, Turkish Bank (UK) Ltd, UBS Wealth Management in London, UCB Bank plc, Ulster Bank Limited, UniCredito Italiano, Union Bank of Nigeria PLC, United Dominions Trust Ltd, United National Bank Limited (ULB), United Overseas Bank, United Trust Bank Limited, Unity Trust Bank, Vernon Building Society, VIP Financial Bank Group, Virgin Direct, Virginmoney.com, Vontobel Europe SA, Weatherbys Bank Limited, Wesleyan Bank Limited, West Bromwich Building Society, WestLB AG, Whiteaway Laidlaw Bank Ltd, Wintrust Securities Ltd, Woolwich, Worldsec International (UK) Limited, X-changing-uk, Yorkshire Bank, Yorkshire Building Society, etcetera.

BBC Mundo
lun, 11 jul 2011.
Imprimir
Comentario: Sugiero la lectura de el artículo Análisis: “El Test del Psicópata: Un viaje a través de la industria de la locura” de Jon Ronsonpara un análisis más profundo sobre el libro citado en el presente artículo.

patocracia

© Sott.net
En las esferas más altas del mundo corporativo, los psicópatas son más comunes de lo que se esperaría.

“¿Quién es ella”, le pregunté a James.

“Essi Viding”, dijo.

“¿Qué estudia?”, pregunté.

“Psicópatas”, dijo James…

“Me contaron -agregó- que una vez ella estaba entrevistando a un psicópata. Le mostró una foto de una cara asustada y le pidió que identificara la emoción. Él dijo que no sabía cuál emoción era pero que era la cara que ponían las personas justo antes de que él las matara”.

Éste fue uno de los episodios que llevó al periodista y escritor Jon Ronson a sumergirse en un mundo que en un principio suena tan aterrador como ajeno.

Aterrador porque hay pocas cosas tan estremecedoras como un ser humano al que realmente no le importa lo que los otros sientan, y esa es una descripción torpe de lo que es un psicópata.

Pero ¿ajeno? Lo que descubrió Ronson es que este mundo no es como lo pensamos.

Resulta que -dejando a un lado a los asesinos, tanto a los ficticios como a los reales-, al parecer hay varios psicópatas que viven felices entre nosotros… de hecho, son bastante exitosos.

Y destilan una malevolencia casi invisible, especialmente si son líderes empresariales. Pueden afectar al Capitalismo. Y creo que eso fue lo que vimos con la crisis bancaria: es capitalismo moldeado por una especie de psicopatía. Es extraordinario que los psicópatas puedan tener tanto poder, que puedan moldear toda una sociedad“, le dijo Ronson a BBC Mundo.

Cobras bien vestidas

Lo que Ronson encontró y plasmó en su libro “A Psychopath Test” (El test del psicópata) era algo que varios psicólogos de renombre sospechaban desde hace tiempo y que al menos dos de ellos, el profesor emérito de psicología Robert Hare y el doctor Paul Babiak, psicólogo industrial y organizacional, ya habían puesto a prueba.

Fueron ellos los que en el título de su libro acuñaron la frase “Serpientes con trajes“, que a algunos les recuerda a alguien con quien han trabajado.

Los doctores la usan para describir a personas con las que se toparon en una investigación quienes, a pesar de no rendir bien en su empleo,habían logrado reptar hacia los niveles más altos de las compañías que los empleaban.

Durante los últimos tres años, siete compañías diferentes le pidieron a Babiak que les ayudara a determinar cuáles de sus empleados eran prometedores. Entre los candidatos había desde supervisores hasta directores ejecutivos.

Al tiempo que examinaba su desempeño y potencial en general, a Babiak le permitieron usar la Escala de Calificación de Psicopatía de Hare (Escala PCL-R), una prueba psicométrica que se usa para evaluar si criminales tienen tendencias psicópatas.

Babiak descubrió que de las 203 personas a las que les hizo el test, una de cada 25 clasificaron como psicópatas, a pesar de no tener un pasado criminal. Eso es cuatro veces más de lo que se espera encontrar en la población en general.

Los mejores

Cuando Hare revisó la información, descubrió algo más. “Las evaluaciones internas de las compañías sobre estas personas a menudo decían cosas como ‘esta persona es un líder -innovador, inteligente, confiable, energiza la oficina cuando llega, etc“, según le dijo Hare a BBC Focus.

“De hecho, entre más alto marcaran en la prueba de psicopatía, mejor la opinión que sus superiores tenían de ellos”.

La Escala de Calificación de Psicopatía de Hare usualmente sólo se le administra a internos en hospitales psiquiátricos de alta seguridad, para determinar si es conveniente liberarlos. Pero en este caso se trataba de personas aparentemente normales. Y eran esas características, que le habían permitido a otros a matar y mutilar sin empatía, las que le habían posibilitado a la gente que Babiak estaba evaluando abrirse el camino para sobrepasar a sus colegas.

Un instrumento peligroso

Cuando Ronson se enteró de que entre psicologos de renombre, y no sólo Bibak and Hare, había un consenso de que los psicópatas gobernaban el mundo, se le disparó la curiosidad. “Yo siempre pensé que la sociedad era fundamentalmente algo racional pero ¿y si no lo es? ¿Y si está basada en la locura?“, se preguntó.

Conciente de que la Escala de Hare sólo debe ser utilizada por personas debidamente entrenadas, asistió a un seminario dictado por el autor de la prueba, Robe Hare. Una vez comprendida la herramienta, se dedicó a explorar la posibilidad de que existiera una explicación al inexplicable comportamiento de algunos líderes políticos y empresariales.

Tras numerosas entrevistas, con personajes que incluyen desde científicos hasta pacientes mentales o criminales condenados, Ronson concluye que “la psicología está en lo cierto: esta gente (los psicópatas integrados) existe y es poderosa” y que “el capitalismo en su expresión más despiadada es una manifestación de psicopatía“.

Pero eso no fue lo único que descubrió: cuando se reunió con el ejecutivo estadounidense Al Dunlap, alias “Motosierra” por la cantidad de gente que despidió durante su carrera como especialista en rescate de empresas, notó algo más.

Cuando estaba entrevistando a Dulap, yo mismo me torné en una especie de psicópata, pues lo único que me importaba era probar que él era un psicópata. Así que en el libro dejo registrado que -armados con este tipo de herramientas (la Escala de Hare)- todos podemos ser fríos y duros, inhumanos, como los psicópatas“, le explicó a BBC Mundo.

Y esa revelación lo sorprendió tanto como la otra. La conclusión: el test “no se debe usar a la ligera”.

¿Es su jefe un psicópata? Estos son algunos de los signos delatores

– son superficialmente encantadores

– se creen los mejores

– no tienen metas específicas

– mienten fácilmente

– no sienten remordimiento

– sus afectos no son profundos

– son fríos, inconsiderados y despectivos

– sólo ayudan cuando les conviene

– son irritables, se enfurecen a menudo y son impacientes e impulsivos

 

insurgentes.org
jue, 30 jun 2011 07:11 CDT
Imprimir

© Desconocido

La que se ha venido llamando “socialdemocracia griega” ha sacado adelante las reformas salvajes contra los trabajadores, tal como le exigía la banca francesa y alemana para asegurarse cobrar. La idea brillante de la banca es que va a cobrar sí o sí aunque, en un ataque de generosidad, (en realidad por la imposibilidad de cobrar como ellos pretendían) lo van a hacer en más años (con los intereses correspondientes). 

Los que se han creído el caramelo envenenado de confundir democracia y capitalismo han vivido una jornada muy especial: en el mismo momento que el PASOK (“socialistas” griegos) votaba contra el pueblo, el país vivía la segunda jornada de huelga general masiva castigada con extrema violencia por la policía, que volvió a demostrar que sabe a la perfección de qué lado está (en este caso con el FMI, el BCE y los expoliadores del país). La distancia entre el parlamento y el pueblo pocas veces se ha visto tan evidente. El bochorno de ver a los diputados “socialistas” con su traje y corbata votando en contra de sus votantes, queda para la historia política y social del país heleno.

Más fotos de la infamia en…

© Desconocido

© Desconocido

© Desconocido

© Desconocido

© Desconocido

© Desconocido

© Desconocido

© Desconocido

© Desconocido

© Desconocido